Empresa

¿Qué estudiar para trabajar en logística?

¿Qué estudiar para trabajar en logística?

¿Te gustaría trabajar en logística? Bien, has llegado al sitio indicado para saber qué pasos debes seguir para dedicarte profesionalmente a este campo de trabajo. Todo empieza por recibir una formación especializada y enfocada al sector, que puedes obtener a través de nuestro Máster en Logística y Dirección de Operaciones. Esta titulación es idónea para iniciar tu carrera logística y ampliar tus oportunidades de empleo en el sector.

¿Qué se necesita para trabajar en logística?

Si lo que buscas es dedicarte al ámbito logístico de manera profesional debes empezar por formarte. Pero no con una formación genérica, básica, amplia y poco práctica. La idea es que optes por una capacitación que te permita conocer con detalle cada función a desempeñar. Para trabajar en logística hay que estudiar este tipo de cuestiones relacionadas:

  • Qué hace una persona que se dedica al trabajo de logística y transporte. 
  • Cuáles son los conceptos importantes que hay que conocer.
  • De qué manera va a evolucionar el ámbito logístico.
  • Cuáles son las aptitudes o capacidades que, en todo caso, hay que poseer.

Si hay una característica propia del ámbito laboral contemporáneo es la especialización. En la actualidad, hay que conocer en profundidad cómo es el lugar en el que se va a trabajar. En este sentido, cada vez con mayor evidencia, se observa que la formación es la piedra angular de las salidas profesionales.

Más allá de contar con las bases de conocimiento generales, en la mayor parte de los casos, es clave contar con una formación en logística que capacite al profesional para desenvolverse en su puesto de trabajo y que, a la vez, su contribución sea de valor para el conjunto de la empresa.

Por todo ello, si quieres obtener las habilidades y competencias requeridas para encontrar empleo en logística, es importante priorizar un programa formativo que te capacite para el mundo laboral. En centros de formación como el nuestro, por ejemplo, encontrarás una oferta de mayor valor y más enfocada a desarrollarse profesionalmente en el sector logístico.

En este sentido, es clave que la formación este dictada por profesionales expertos y que el aprendizaje se desarrolle sobre contenidos de calidad y actualizados que potencien oportunidades laborales de cara al futuro.

¿Qué hace una persona que trabaja en logística?

Al trabajar en logística, se acaban desarrollando, en realidad, múltiples funciones. Por lo que no debes perder de vista que se trata de un sector bastante amplio. Y es que hablamos de un ámbito donde se incluyen diversas etapas del desarrollo productivo y varios procesos de la cadena de suministro.

A veces resulta difícil resumir en unas pocas líneas las actividades fundamentales de este ámbito. Sin embargo, al menos a modo de imagen amplia, sí puede hablarse de ciertos puntos críticos de la cadena de producción en los que los profesionales en logística y transporte desempeñan un rol fundamental. Te hablamos de actividades como las siguientes:

Clasificación de la mercadería

Las clasificación de la mercancía es uno de los principales cometidos de los trabajadores en logística. En el almacén o zona de acumulación de productos estos profesionales deben saber qué tipo de mercancía es cada una y cómo debe organizarse en cada caso.

Determinar los plazos de entrega

En logística es fundamental establecer pautas de organización en función de los plazos de entrega. Y es aquí donde el experto deberá determinar las fechas de entrega, coordinar los envíos y dirigir a los servicios de transporte.

Control del embalaje

El control de embalaje incluye, por supuesto, el etiquetado correcto y conforme a la legislación, así como las pegatinas de cobro (si es que corresponde). Del mismo modo, se han de controlar eficazmente posibles fechas de caducidad.

Comprensión del funcionamiento de las herramientas

A día de hoy, no hay mayor aliada del organizador logístico que la tecnología. Internet y su inmediatez son fundamentales. Por ello, otro cometido que exige el empleo en logística es conocer y saber manejar las herramientas de innovación tecnológica para potenciar la gestión y la optimización de los recursos.

Otras tareas en logística

  • Mantener la limpieza y el orden, así como la seguridad, en el lugar de trabajo.
  • Mantener la motivación del equipo subordinado.
  • Tratar de ofrecer a la empresa posibles soluciones o rutas más eficientes.
  • Conocer y controlar los trámites aduaneros correspondientes.
  • Llevar un control efectivo del inventario.
  • Negociar posibles cambios futuros en planes y fechas marcadas.

Salidas laborales en transporte y logística

Trabajar en logística supone pasar a formar parte de uno de los ámbitos más relevantes e importantes de toda la economía global. Por lo que es un sector con una alta demanda y que ofrece múltiples salidas laborales.

Agente de carga o transitario

En este caso nos referimos al intermediario en los procesos de importación y de exportación. El agente de carga o transitario es la persona que establece y mantiene el contacto continuo con el extranjero en el servicio.

Jefe/a en estaciones de autobuses

Las tareas del jefe/a de estaciones de autobuses giran en torno al movimiento por carretera. Las estaciones de autobuses, aunque transporten personas y no mercancía en sentido estricto, no dejan de necesitar de la logística para organizarse.

Operador/a en logística

El operador/a en logística es una pieza clave y puede encontrarse en cualquiera de los puntos de todo el proceso. Es un profesional con capacidad de adaptación al cambio y acostumbrado a trabajar en entornos dinámicos.

Consignatario/a en buques

El consignatorio/a de buques desempeña diversas funciones relacionadas con el transporte de mercancías por mar. Puede trabajar en diversos puertos o centros de esta clase.

Inspector/a y jefe/a de transporte de viajeros por carretera

El inspector/a y jefe/a de transporte organiza planes relacionados con el trayecto por carreteras, ya sea de viajes por ocio o por negocios.

Operador/a de transporte puerta a puerta

El operador/a de transporte puerta a puerta es una de las piezas más importantes, pues controla el viaje de la mercancía en su conjunto. Se trata de un profesional que llega incluso a supervisar que el producto concreto alcance el domicilio de la persona que lo había comprado.

Director/a de transportes aéreos

Como su propio nombre indica, el director/a de transportes áreos se ocupa de la dirección y la organización del movimiento de mercancías por aire.

En conclusión, ya se puede decir que conoces cuál es el camino a seguir para trabajar en logística. Principalmente precisas de una formación de calidad, otorgada por profesionales y que garantice un futuro laboral. De esta forma, contarás con una capacitación adecuada para ampliar tus oportunidades de empleo en logística y crecer en este sector en plena expansión.

¿Qué es la Dirección de Operaciones y cuáles son sus funciones?

¿Qué es la Dirección de Operaciones y cuáles son sus funciones?

La Dirección de Operaciones (DO) es una de las áreas funcionales de cualquier empresa. Por eso, conocer su relevancia puede ser un factor decisivo para la evolución de un negocio. En este blog explicaremos qué significa exactamente y qué funciones tiene, además de las características principales de un director de operaciones. Y si deseas ampliar tus conocimientos, puedes especializarte con nuestro Máster en Logística y Dirección de Operaciones + Experto en SAP en Logística y Materiales (Doble Titulación).

¿Qué es la Dirección de Operaciones?

La Dirección de Operaciones es el conjunto de procedimientos, técnicas, métodos y procesos que permiten la obtención de bienes y servicios. Es decir, se encarga de implementar los objetivos estratégicos de la empresa y de incrementar el valor de los productos para satisfacer las necesidades de los clientes.

Esta área de operaciones es imprescindible para la competitividad de la empresa. Pues, se involucra en todo el desarrollo del producto o servicio. Es decir, tiene en cuenta la cadena de suministro, que son las compras, producción, ejecución de proyectos. Y también la logística, transporte y almacenes, e incluso la atención al cliente. A su vez, gestiona instalaciones, inventarios, flujos físicos y financieros, etc.

¿Qué hace un director de operaciones?

Un director de operaciones ocupa el puesto clave para una empresa ya que contribuye a garantizar su rentabilidad. Pues, se involucra en áreas donde existen los mayores costes. Y asimismo, busca eliminar o reducir las deficiencias que no aportan valor a la empresa y, optimizar los procesos para hacerlas más eficaces mediante estrategias.

Habilidades requeridas

Ser director de operaciones implica una gran responsabilidad. De él depende que se cumplan las directrices establecidas para la implementación de los planes de negocio. Por eso, para este perfil, se necesitan personas con unas habilidades específicas. A continuación, se muestran las más importantes:

Persistencia

Esta habilidad permite enfrentarse a cualquier tipo de obstáculo y avanzar con firmeza para conseguir los objetivos planteados.

Análisis

En análisis se refiere a la capacidad de asimilar mucha información en poco tiempo para procesarla de manera que permita tomar las mejores decisiones con el fin de alcanzar los mejores resultados. Esto garantiza el buen desarrollo de las operaciones diarias.

Estrategia

Consiste en actuar de manera inteligente ante los retos del mercado. También es la capacidad de medir y evaluar los recursos disponibles en la empresa para alcanzar los objetivos.

Comunicación

La comunicación implica transmitir mensajes, tanto verbales como escritos, de manera efectiva y clara.

Toma de decisiones

La toma de decisiones ayuda a definir instrucciones precisas que generan valor en los procesos.

Liderazgo

La habilidad del liderazgo es importante porque es una manera de motivar al equipo para cumplir los objetivos de la empresa.

Empatía

La empatía permite resolver los problemas desde una nueva perspectiva y encontrar diferentes soluciones.

Funciones principales

El director o directora de operaciones tiene diferentes responsabilidades dentro de la empresa. A continuación, se muestran algunas de las funciones principales:

  • Establecer la estrategia del área de Operaciones conforme a la estrategia de la compañía.
  • Definir el plan de inversiones según las necesidades de la compañía.
  • Gestionar el portafolio de los productos, desde su desarrollo hasta la entrega al cliente.
  • Concretar las estrategias de compras y las políticas de proveedores.
  • Asegurar la atención al cliente y gestionar el flujo de información relevante para la compañía.
  • Alcanzar los objetivos del negocio.
Siete tipos de riesgos laborales

Siete tipos de riesgos laborales

¿Qué es la prevención de riesgos laborales?

La prevención de riesgos laborales puede definirse como el conjunto de actividades y medidas que se llevan a cabo dentro de la empresa. Todo tiene el objetivo de evitar o disminuir las posibilidades de que algún trabajador o trabajadora pueda sufrir algún tipo de daño derivado de su trabajo. Hablamos de daños como lesiones, accidentes, enfermedades o patologías. Por tal de llevar una buena prevención, la empresa debe hacer una correcta evaluación de los riesgos que pueden existir en el lugar de trabajo.

Tipos de riesgos laborales

Riesgos Físicos

Existen distintos riesgos físicos. El primero y más común es el ruido cuando genera una sensación auditiva desagradable. Debemos protegernos con todas las medidas de seguridad posibles.

Otro riesgo físico puede estar provocado por las vibraciones causadas por todo tipo de maquinaria. Estas vibraciones pueden afectar a la columna vertebral, a los abdominales, y ocasionar dolores de cabeza.

La iluminación también puede producir deslumbramientos, fatiga y reflejos. Estos casos pueden producir un accidente, por lo que hay que vigilar con los tipos de lámparas y los niveles de luz.

La temperatura y la humedad también pueden provocar efectos adversos a las personas si los valores son muy elevados o excesivamente bajos. Los valores ideales en el trabajo son 21ºC i 50% de humedad.

Riesgos químicos

Estos riesgos laborales están producidos por procesos químicos y por el medio ambiente. A veces, enfermedades como las alergias o algún virus, son producidas por inhalaciones o absorciones. Para que des de la empresa podamos reducir este tipo de riesgos, podemos actuar de tres maneras:

  • Podemos sustituir productos cambiando el proceso productivo o encerrando el proceso.
  • Podemos actuar haciendo limpieza a fondo del puesto de trabajo y hacer ventilación por dilución.
  • Podemos dar formación al trabajador, rotar los puestos de trabajo y usar equipos de protección como mascarillas y guantes.

Riesgos biológicos

Este tipo de riesgos los produce la exposición a virus, bacterias, parásitos y hongos, cosa que puede dar lugar a posibles enfermedades. Este tipo de riesgos están expuestos principalmente a los trabajadores de centros sanitarios.

Riesgos ergonómicos

Las principales causas de los riesgos ergonómicos son las posturas inadecuadas, levantar mucho peso, estar muchas horas haciendo el mismo movimiento… Estos factores pueden causar daños físicos.

Riesgos psicosociales

Estos riesgos vienen ocasionados por factores como el estrés por el ritmo de trabajo, la fatiga laboral o una rutina muy monótona. Debemos tener un descanso de 15 minutos como mínimo a partir de las seis horas. Para prevenir este tipo de riesgos es bueno cambiar de tarea o de horario de trabajo de vez en cuando.

Riesgos ambientales

Estos son los únicos que no podemos controlar, ya que son la posibilidad de que se produzca una catástrofe por una acción humana o por un fenómeno natural. Estamos hablando de riesgos naturales como la lluvia, inundaciones, tempestad… O de riesgos antropogénicos que son los que están derivados por actividades humanas.

Riesgos mecánicos

Los accidentes que se pueden producir con este tipo de riesgos son lesiones corporales como golpes, quemaduras, cortes… Siempre debemos asegurarnos de revisar la maquinaria que se utiliza para trabajar.

¿Qué es una auditoría contable y cuál es la figura de un auditor?

¿Qué es una auditoría contable y cuál es la figura de un auditor?

Las auditorías juegan un papel muy importante en las empresas, ya que reflejan su imagen contable. De esta manera, las auditorías ayudan a detectar fallos, promover mejoras para la empresa y saber cuál es su estado real. Si quieres aprender más sobre auditorías contables, fórmate con el Máster en Auditoría Contable

¿Qué es una auditoría contable?

Por lo general, una auditoría contable, consiste en examinar las cuentas de una entidad. Se trata de un examen de algún proceso, mecanismo o sector para ver cuál es su rendimiento y detectar lo que va bien y lo que va mal. De esta manera, se puede mejorar cualquier de los puntos clave de la empresa. Por lo tanto, auditar significa someter las cuentas de una empresa en un examen para saber cómo está actualmente la empresa y qué dirección debe tomar.

Objetivos y obligaciones de la auditoría contable

Toda auditoría contable tiene unas obligaciones que debe llevar a cabo en la empresa:

  • Revisar las cuentas por tal de averiguar si la empresa ha utilizado sus recursos de forma eficiente y eficaz
  • Conocer los problemas que la empresa está teniendo en el momento, para centrarse más en si aquello está mejorando o no.
  • Verificar los informes facilitados por la empresa sobre su actividad económica para comprobar que sea una imagen fiel de la misma.

Igualmente, las auditorías contables también tienen unos objetivos a cumplir:

  • El principal objetivo que deben tener en cuenta para realizar una buena auditoría es conocer la situación actual y exacta de la empresa.
  • Detectar si hay algún fraude que se esté cometiendo en la empresa.
  • Observar si el sistema de trabajo empleado en la empresa es eficiente y eficaz.
  • Comprobar la legalidad de todos los productos y actuaciones que tiene la empresa.

Es muy importante realizar auditorías contables en las empresas por tal de poder dirigir y tomar decisiones que permitan tener un mayor éxito. Además, de esta forma también podemos evitar quebraderos respecto a aspectos legales.

La figura del auditor en una auditoría contable

El auditor es la persona encargada de realizar la evaluación en la auditoría contable. Su traba implica analizar las acciones que la empresa lleva a cabo y los documentos donde estas están registradas. Entonces, el auditor tendrá que valorar y determinar si las medidas que la empresa ha tomado son adecuadas y han beneficiado a la compañía. Estos profesionales están en la capacidad de subministrar estrategias ideadas para evitar riesgos, así como métodos para reducir costos. Todo con el fin de maximizar la productividad de la empresa e incrementar las ganancias. En general, la responsabilidad de un auditor en una auditoría contable se basa en garantizar que su cliente utilice sus recursos de la manera más eficiente y eficaz posible.

 

 

Select Business School se une a Emagister en becas para la formación online

Select Business School se une a Emagister en becas para la formación online

Emagister pone a disposición de los estudiantes descuentos en másteres y cursos

Los expertos tienen claro que la educación y el trabajo ya no volverán a ser como antes de la pandemia. Ahora la educación en las clases ha pasado a ser a través de una pantalla. Emagister, junto con otros centros educativos, han aprovechado la situación para ofrecer un millón de euros en becas formativas para másteres y cursos online.

Las escuelas de negocios ISEB, IEBS, Educa, Constanza, Citus y Select Business School ofertan programas como el Máster en Marketing y Digital Business o el Máster doble en Dirección de Marketing Digital y en Digital Business y Comercio Electrónico.

La formación online nos da ventajas como la personalización de la enseñanza, la flexibilidad de horarios o la facilidad de acceso. Todas estas, sin duda, han contribuido a que la formación online goce de una buena reputación en la sociedad. Durante el confinamiento, muchas personas han dedicado más tiempo a sus estudios y muchos han podido terminar programas que duraban hasta tres y cuatro meses.

El hecho de estudiar online también implica una responsabilidad del propio alumno y un mantenimiento de su motivación para seguir estudiando. Antes de la pandemia, las búsquedas de cursos en Internet se resumían en cursos cortos y gratuitos. Pero cuando empezó el confinamiento, las búsquedas pasaron a ser de másteres y cursos de mayor duración. Después, cuando algunas provincias ya empezaban a entrar en Fase 1, se detectó un repunte en los cursos relacionados con la salud, la enfermería y todo lo que son primeros auxilios.

Ahora hay muchas preguntas al aire sobre como será todo después de la pandemia. Cuestiones sobre cómo serán las clases después del coronavirus o si las asignaturas se plantearán de diferente forma. El hecho de la utilización masiva de las tecnologías durante estos días, ha impuesto una forma nueva de trabajar que seguramente condicionará aspectos de la educación y del mundo labora.

El reto más importante que ahora tiene la educación tiene que ver con la capacidad de adaptación de los programas educativos a las demandas del mercado laboral. Lo ideal sería que el mercado laboral y la educación cambiaran al mismo ritmo.

¿Qué información debe contener un plan de evacuación?

¿Qué información debe contener un plan de evacuación?

Todas las empresas, locales y edificios deben contar con un plan de evacuación en caso de emergencia. Es un aspecto indispensable que forma parte de la legislación en prevención de riesgos laborales y seguridad y salud en el trabajo. Sin un plan de evacuación, podría haber un accidente o catástrofe natural que pusiese en peligro a las personas de la organización o exteriores a esta.

Si quieres ampliar tus conocimientos respecto a los protocolos de seguridad laboral, no te pierdas el Curso de Prevención de Riesgos Laborales.

¿Qué es un plan de evacuación?

El plan de evacuación es, tal como indica su nombre, un proyecto de actuación. Es un documento que reúne el protocolo a seguir en caso de que haya un peligro que pueda perjudicar a las personas que están en ese lugar en el momento de los hechos. Estos peligros pueden ser incendios, inundaciones, accidentes de todo tipo, catástrofes, etc. Seguro que os sonará de haber visto un mapa con las salidas de emergencia en hospitales, escuelas u otras instituciones. Este mapa forma parte del plan de evacuación y señala las salidas del edificio por las que, en principio, es seguro salir si la puerta principal está bloqueada.

Se recomienda que el plan sea diseñado por una empresa especializada en el sector. Esta sabrá identificar los riesgos y los peligros de cada lugar y elaborará un plan de evacuación adaptado al espacio y al contexto de la organización.

Uno de los aspectos más importantes del plan de evacuación es el plano del lugar. El primero que hay que elaborar es el plano del edificio a nivel general. Hay que indicar qué calles rodean el edificio o local, cuál es el punto de encuentro exterior en caso de evacuación y cuáles son las salidas al exterior del edificio. Por otro lado, es importante detallar cuál es el recorrido de evacuación, ya que puede haber varias personas en zonas distintas del lugar.

Seguidamente, hay que elaborar un plano de cada planta del edificio o cada zona del local. En este plano deben aparecer todas las paredes, escaleras, puertas, etc. Además, se debe indicar con flechas el sentido de la evacuación y señalar los elementos que pueden ser de ayuda para protegernos: extintores de incendio, pulsadores de alarma, mascarillas, etc.

¿Qué información contiene?

  1. Lo primero que debemos señalar en el plan de evacuación es el nombre del edificio o lugar y de la empresa. A continuación, se identifican los diversos espacios y se señalan aspectos tales como el aforo máximo.
  2. Seguidamente se identifican las instalaciones de protección contra incendios: luces de emergencia, alarmas, extintores, detectores de humo, bocas de incendio, etc.
  3. Se clasifican los posibles riesgos del interior por riesgo alto, riesgo medio y riesgo bajo. Por lo tanto, se deben identificar elementos que puedan suponer un peligro: depósitos de combustible, cableado, cocinas, aparatos eléctricos, instalaciones, calderas, etc.
  4. A continuación, se identifican los riesgos del exterior. Por ejemplo, puede haber peligro de inundación, de tormentas, de nevadas o de incendios. También hay que tener en cuenta los edificios colindantes o las instalaciones cercanas que puedan suponer un peligro: gasolineras, industrias químicas, almacenes, carreteras principales, etc.
  5. En un plan de evacuación hay que designar un coordinador general o responsable en caso de emergencia, así como definir cuáles son sus funciones y responsabilidades.
  6. Hay que describir al detalle el procedimiento de evacuación y cómo se llevará a cabo. Por otro lado, también hay que indicar en qué casos se requeriría confinamiento en lugar de una evacuación.

Una vez detallados los aspectos anteriores, hay que valorar también la posibilidad de que no sea posible llevar a cabo la evacuación; así como tener en cuenta a las personas con movilidad reducida. Finalmente, indicar con qué frecuencia y de qué modo se harán los simulacros de evacuación.