La figura del Supply Chain Manager se ha hecho indispensable en todas las organizaciones. De su labor depende el abastecimiento y gestión de stock en una empresa. Es también quien se ocupa de garantizar la producción y la distribución de productos y servicios. ¿Quieres saber más? Hoy te contamos cuáles son las funciones de este perfil empresarial. Pero, si buscas una formación para gestionar cadenas de suministro, el Máster Supply Chain Managment + Máster en Logística es la titulación que necesitas.

5 funciones de un Supply Chain Manager

El Supply Chain Manager es el responsable de controlar y organizar los procesos de adquisición, producción y distribución de los bienes que una empresa desea comercializar. En otras palabras, es un gestor de la cadena de suministro.

Este es un perfil muy demandado por las empresas. En un mercado global altamente competitivo como el actual, las organizaciones demandan cada vez más soluciones inmediatas, innovadoras y eficaces. Una realidad que posibilitan estos profesionales al optimizar todos los procesos de producción y distribución.

Pero, ¿cuáles son exactamente sus funciones? En general, su objetivo es controlar de principio a fin las operaciones internas y externas relacionadas con el negocio. Para ello, se ocupa de las siguientes responsabilidades:

1. Gestionar la transferencia de materiales

El principal cometido de este profesional es gestionar la difusión de productos y/o servicios desde los proveedores hasta el consumidor final.

Por tanto, es importante conseguir la materia prima a precios competitivos y prever las cantidades que se comercializarán para evitar pérdidas. Encontrar el equilibrio entre la oferta y la demanda es imprescindible para asegurar el éxito de todo el proceso.

2. Conocer la demanda

Identificar cuáles son las tendencias de compra es esencia para elegir los productos que requieren los clientes.

3. Seleccionar los proveedores

Otra de sus funciones es elegir los proveedores que mejores condiciones ofrezcan. Hay que tener en cuenta la localización de los mismos, los precios y las prestaciones de su servicio para facilitar entregas a tiempo y en buenas condiciones.

4. Controlar el stock

Es una de sus principales responsabilidades. Y es que, en el caso de contar con menos producto del demandado, perdemos ventas y, además, futuros clientes. Mientras que, si la oferta supera la demanda, se habrá gastado una cantidad de dinero que no convertirá.

Con lo cual, este profesional deberá encontrar el equilibrio para llevar a cabo una buena gestión de stock.

5. Cuidar la imagen corporativa

Tanto en el proceso de negociación con proveedores como en la fase de venta de los bienes, este perfil deberá cuidar la imagen del negocio y su reputación.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies